Garbanzos con carne

En aquella taberna griega se estaba produciendo una fantástica discusión. En un bando, quienes enfadados por la crisis que arruinaba el país criticaban la falta de carne durante las fiestas. En el otro, quienes decían que así se volvía a sus orígenes y a sus costumbres, recuperando en la dieta los garbanzos de siempre.

Un abuelo de cabeza calva y bigotes blancos, y que había comido muchos más garbanzos que carne, defendió una tercera postura. «Escuchad, yo hice grandes festejos en mi juventud comiendo garbanzos, y después vi que cada vez aparecía más carne en la mesa. Así que poned atención, la auténtica cuestión no es si comeremos carne o garbanzos, ¡el verdadero problema sería que dejásemos de festejar!

MARM31293ty

(publicado en Mucha Gente Pequeña)

Un comentario en “Garbanzos con carne

  1. Garbanzos con carne de primero, de postre Audis y submarinos financiados por el Deutsh Bank, de difícil digestión y dudoso valor nutritivo. Tarde o temprano, si nosotros no escogemos nuestro menú para las fiestas, nos quedaremos sin menú, y sin fiestas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s